Elegir profesionales

Cuando alguien tiene un problema relacionado con plagas debe acudir a un profesional, es decir contratar una empresa de control de plagas. Hasta aquí todo el mundo está de acuerdo, salvo los que deciden hacerlo por sus medios , a los cuales dedicaremos otros comentarios siempre tratando de ayudarles a no cometer errores graves y a no poner su vida en peligro.

Volviendo a los que deciden llamar a una empresa o a un profesional del control de plagas puedo hacerles alguna recomendación para que no se vean frustrados o directamente engañados.

1 – Pedir el número de inscripción en el ROESB

¿Qué es esto? Es un registro de la Comunidad Autónoma ( en mi caso Madrid) en el que están todas las empresas homologadas por la autoridad sanitaria para efectuar tratamientos con biocidas ( léase insecticidas o rodenticidas).

A día de hoy el pdf publicado tiene fecha de febrero de 2015 ( calentito!!)

2 – Exigir un certificado de los tratamientos realizados,en el que conste claramente identificada la empresa que hace el tratamiento así como un detalle de los productos utilizados con sus números de inscripción ( Registro Sanitario)

3 – Debe constar claramente si los productos utilizados tienen plazo de seguridad. Se llama plazo de seguridad al tiempo que hay que dejar pasar antes de entrar a la zona tratada. Es una medida básica de protección de la salud de los usuarios. Además, como clientes deberemos respetar esos plazos de seguridad para evitar inhalaciones, y  olores molestos. Siempre ventilar tras una aplicación de insecticidas.

Con estos sencillos pasos podremos hacer una primera criba que nos aleje de los que no son profesionales.

 

Si te ha parecido interesante, compártelo.

Agradeceré tus comentarios.

Gracias,

Aurelio